Eléctricas: opciones fuera del oligopolio

Existen muchas alternativas para cortar con las grandes empresas del oligopolio eléctrico. Os explicamos cuales y en qué se diferencian.
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

La factura de la luz de la mayoría de familias españolas está emitida por una de cinco empresas: Endesa, Iberdrola, Gas Natural Fenosa, Viesgo o EDP. Son el llamado oligopolio eléctrico, grandes multinacionales que controlan el sistema energético del Estado y, en connivencia con el gobierno, impiden la transición energética hacia un modelo renovable y distribuido. Para muestra, un botón: este mes de mayo el gobierno hizo una subasta pública de nuevas instalaciones de generación renovable con unas condiciones que favorecían claramente al oligopolio. El sector de las renovables independientes lo explica así. Las cifras también muestran que la aportación de las renovables al mix eléctrico se ha estancado en el 40 % desde 2013. Y que la cuota de la energía nuclear se está incrementando ligeramente cada año (desde el 19,7 % en 2013 hasta el 21,3 % en 2016).(1)

Si queremos no contribuir con nuestro dinero a la prosperidad de esas empresas y a la continuidad de ese oligopolio, hoy tenemos muchas alternativas para comprar la electricidad, y electricidad renovable. En 2016 en España hubo 72 empresas comercializadoras que vendían la electricidad solo de origen renovable.(2) Una veintena de estas participan en Enercoop, que gestiona un grupo de compra al mercado mayorista para conseguir mejores precios y ganar consolidación.

Ahora bien, no todas las opciones son iguales. En el diagrama os ofrecemos algunas de las alternativas realmente verdes (por ejemplo, descartamos las que obtienen la energía de la incineración de residuos), agrupadas según el tipo de empresa. Entre estas, destacamos las empresas que promueven un cambio de paradigma energético, en especial, las cooperativas, puesto que lo hacen desde un modelo de negocio basado en principios de democracia. Las empresas de este grupo, junto con unas 400 otras empresas y entidades y unas 4.000 personas, participan en la Plataforma por el Nuevo Modelo Energético, que acaba de lanzar la campaña “Un millón se sale”, con el objetivo de llegar a un millón de contratos de luz fuera del oligopolio. En su web mantienen una lista de las comercializadoras que participan en la campaña, a la que se van sumando empresas, ampliándose de esta forma el abanico de opciones.

Podemos encontrar las 72 comercializadoras de electricidad 100% renovable en este web de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, haciendo clic en Informes > Informes de Garantías y Etiquetado de Electricidad. Das el año que quieres consultar y recibes un archivo donde están, entre otras cosas, las fuentes de la electricidad vendida por cada comercializadora aquel año (Anexo II, apartado 2), para las comercializadoras que utilizan el sistema de garantías de origen. Y es que certificar el origen de la electricidad es opcional; según Eduard Quintana, de la cooperativa Som Energia, “si todo el mundo exigiera certificados a la comercializadora seguro que tendríamos más renovables”.  Som Energia, además de exigir los certificados, cuelga en su web de qué generadoras concretas vienen las garantías de origen de los kWh que vende.

 

“Renovable”, un tesoro para el marketing

En los medios o las redes sociales han tenido cierta o mucha presencia algunas empresas que se presentan como una opción de electricidad renovable, y en este archivo que decíamos  dice que el 100% de la luz que comercializan es renovable. A continuación os explicamos por qué no las hemos incluido en el diagrama.

Holaluz: obtiene el 48% de la electricidad a partir de la incineración de residuos (cifra de 2016); es el origen mayoritario con diferencia (el siguiente es la solar, con el 25%). La incineración de residuos se considera oficialmente como fuente de energía renovable, pero en realidad es una actividad muy insostenible: emite CO2 y contaminantes altamente tóxicos, e impide la prevención y el reciclaje de residuos (más información al número 43 de Opcions, pág. 8-10). Holaluz es una marca de la empresa catalana Clidom Energy.
Feníe Energía: actúa como representante en el mercado mayorista de generadoras fotovoltaicas, pero también a partir de incineración de residuos y de cogeneración (con combustibles fósiles).
Acciona Green Energy: como empresa individual es “100 % verde”, pero es filial de la multinacional Acciona, una de las más grandes constructoras de infraestructuras del mundo, tiene megacentrales fotovoltaicas (y por lo tanto perpetúa la centralización energética), etc. Están en este mismo caso “filiales verdes” de Cepsa o de Telefónica.(3)
Lucera: cuando le hemos pedido de qué fuentes renovables concretas son sus garantías de origen dice que no lo saben (cosa que puede pasar si entre el generador y el comercializador hay un intermediario que no preserva la trazabilidad).
PepeEnergy: comercializadora creada por PepePhone, empresa que en 2016 fue adquirida por el Grupo Másmóvil, el cuarto operador de telefonía e internet del Estado español. Según explica en su web, es propietario del cableado para internet que llega a 25 millones de hogares, tiene 4,7 millones de clientes y son suyas las marcas Yoigo, MásMóvil, Pepephone, Llamaya y Happy Móvil. Por otro lado, PepeEnergy nos ha informado telefónicamente de que toda su electricidad es de origen eólico, pero que no nos puede dar ningún documento que lo certifique.

Mencionamos también el caso de Factor Energía, que en su portal web proclama “Energía verde certificada. Comprometidos con la sostenibilidad”, y en el apartado Conócenos  dice “Nos preocupamos por ti, por los tuyos y por lo que nos rodea, por eso además, nuestra energía es verde; para contribuir al medio ambiente”. Dirías, pues, que toda la electricidad que venden es renovable. Pero no es  así: solo lo es el 30 %. El origen mayoritario (43 %) son los combustibles fósiles, y un 25 % viene de centrales nucleares (cifras de 2016).

 

Notas

  1. Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).
  2. CNMC: Acuerdo sobre los resultados del sistema de garantía de origen y etiquetado de la electricidad relativos a la energía producida en el año 2016.
  3. CEPSA Gas y Electricidad y Telefónica Soluciones de Informática y Comunicaciones de España.

 

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

Montse Peiron

Responsable de investigación de Opcions.